Victoria de sufrimiento y de récord en Las Gaunas (3-2), ante Real Unión

Nadie se cansa de ganar. Y menos si lograr ese mérito supone también alcanzar un récord de los que gusta romper: positivo. La Unión Deportiva Logroñés llegaba a la décima jornada con intención de prorrogar su estado de gracia y, al mismo tiempo, de hacer historia. Enfrente, un Real Unión que no pone las cosas fáciles, ni mucho menos. Y con imprevisto de última hora: la lesión en el calentamiento de Jon Errasti que era sustituido en el once por Rayco.

Con intensidad empezó la cita y los tardíos en entrar al estadio se quedaron sin el primer tanto: gran pase al espacio de Iago López y David la pica por encima del portero irundarra. Golazo. Y solo era el minuto tres de juego. Aunque nunca se las puede prometer nadie felices, y menos en Segunda B. Tan solo ocho minutos después, en el 11, Jorge Galán sacaba su guante y marcaba de falta directa. Tablas en el marcador y a vuelta a empezar.

Aunque la igualdad, de nuevo, se iba a romper rápido: córner que saca atrás Ñoño, para Iñaki, que centra y Rayco remata para atrás. Segundo tanto y tercero del cómputo total… Todo en 15 minutos. Locura en Las Gaunas.

Así pasó el tiempo, y cuando la parroquia ansiaba que llegara el descanso (minuto 42), empate del Real Unión: cabezazo cruzado de Yoel Sola. De nuevo empate y a vestuarios.

Tras el descanso, los unionistas salieron arriba, con ganas de romper la partida hacia su lado. Ahí apareció la magia riojana: falta en la frontal del área que lanza directa Iñaki y el trallazo del riojano se va a las redes de Irazusta. A partir de ahí, los blanquirrojos buscaron controlar el tempo del encuentro pero costó porque el Real Unión no se daba por vencido.

Pudieron ser más los tantos en ambos lados, pero desde el minuto 60 se quedó el resultado en el 3-2 definitivo. Tocó sufrir hasta el último instante, pero con el pitido del árbitro llegó también el hito de las siete victorias consecutivas. Todo ello antes de la visita, la próxima jornada, a Lezama, ante un Bilbao Athletic con el que la UD Logroñés comparte liderato.

FICHA DEL PARTIDO

UD Logroñés: Miño, Iago López, Caneda, Zabaco, Iñaki, Andy, Olaetxea, Rubén M., David (Jaime Sierra, m. 62), Ñoño (Paredes, m. 75), Rayco (Ander Vitoria, m. 61).

Real Unión: Irazusta, Recio (Aranzabe, m. 80), Senar, Azkoiti, Cárdenas, Etxaburu, Jorge Galán, Alain Eizmendi (Eneko Eizmendi, m. 83), Yoel Sola (Orbegozo, m. 69), Telis, Estrada.

Goles: 1-0, David, m. 3; 1-1, Jorge Galán, m. 11; 2-1, Rayco, m. 15; 2-2, Yoel Sola, m. 42; 3-2, Iñaki, m. 60.

Árbitro: Alberto González Hernández, del colegio Castellano-leonés. Mostró cartulina amarilla a los locales Iñaki y Ñoño, así como a los visitantes Aizkoiti, Cárdenas, Telis y Senar.

Incidencias: 2.726 espectadores asistieron a la décima jornada en Las Gaunas. Antes del inicio del partido el vicepresidente de la entidad, Juanjo Guerreros, hizo entrena a Ñoño de una camiseta conmemorativa como autor del gol 500 de la historia de la UD Logroñés.

REACCIONES POSTPARTIDO

Leave a Reply

once + veinte =